Elementos de un buen storytelling: 3 datos indispensables

/ 2 julio, 2018

Conocer los elementos de un buen storytelling es fundamental para todas las marcas que estén decididas a incursionar en el mundo del marketing digital.

Impregnando tus productos y servicios de historias auténticas e inspiradoras aseguras un aumento en tus utilidades e incrementas la retención de clientes.

Aquí hay algunas estadísticas que ilustran algunos de los beneficios de un buen storytelling:

¿Qué tienen en común estos números? Vamos a solventar esta interrogante definiendo el arte de contar historias y su relación con el marketing digital.

¿Qué es el storytelling?

Puede definirse como el arte de convertir información poco relevante en historias únicas llenas de pasión que les permitan conectar emocionalmente con el público.

Y la razón es muy sencilla (y hablando en términos biológicos y psicológicos, puede que algo compleja):

Contar historias es una de las formas más antiguas de comunicación, permiten que los mensajes y lecciones sean retenidos con mayor facilidad.

Las marcas que logran emocionar a sus audiencias obtendrán un enorme retorno sobre su inversión y facilitan las condiciones para concretar una compra.

¡Pero cuidado! No se trata de inventar historias de la nada, de hecho, hay toda una fuente de valiosa información a partir de la qué cautivar: Tus orígenes, tu filosofía de trabajo, cómo te relacionas con la comunidad.

Igualmente puedes valerte de cualquier contenido escrito o visual que evoque las emociones y necesidades asociadas a tu marca.

En pocas palabras, es una estrategia que puedes complementar perfectamente con el marketing de contenidos, pero que necesita de ciertos elementos indispensables para poder cumplir con su objetivo.

Así que vamos a entrar en materia, determinando cuáles son los elementos indispensables del buen storytelling.

¿Qué elementos componen un buen storytelling?

Como puedes imaginar, crear una buena historia en el ámbito del marketing no es cuestión de solamente tener habilidades para escribir o saber manejar campañas (aunque ambas ayudan bastante).

Hay ciertos elementos que promueven la integración entre una buena estrategia y la creatividad en su más pura forma, para no ver comprometida la integridad de tu marca.

Y es que así como hay casos de gran éxito con marcas que han sabido implementar el storytelling, muchos más pasan desapercibidos, o dejan una mala racha que no se borra fácilmente.

Si quieres evitar esto, mejor presta atención a los 3 elementos fundamentales de un buen storytelling:

Debe cautivar desde el primer momento

En un entorno sobrecargado de estímulos ¿cómo puedes captar la atención del público? Que por cierto… es bastante efímera.

Bueno, no sólo debes enfocarte en crear contenido de valor, debes plantearte desde un principio cómo responder a la interrogante “¿por qué debería interesarme en esta historia?” de una forma única y consistente.

Y esto va de la mano del siguiente punto

Se diferencia de la competencia

Lo más probable es que ofrezcas los mismos productos o servicios que tantas otras empresas ¿cómo lograr diferenciarte?

Al igual que muchas historias clásicas o mitológicas cada héroe tiene una manera particular de enfrentar las adversidades para hacer triunfar el bien para toda la humanidad.

En el caso de tu storytelling, tú eres el héroe, y necesitas entregarle al público las mejores cualidades que posees para resolver sus problemas.

Cuéntale de tus orígenes, los obstáculos que has debido enfrentar, y cómo te has propuesto luchar para alcanzar el éxito.

Existen muchos ejemplos de esta técnica, como las primeras computadoras ensambladas por Apple en una cochera, acompañadas del sueño de poder llevar un ordenador a cada hogar.

Tiene empatía con el público

No es un secreto que el storytelling tiene entre sus objetivos promover acciones, mayormente dirigir a una venta o una suscripción, pero si no conectas emocionalmente, estás desperdiciando tu tiempo.

Recuerda que en dicha historia tu marca toma el papel del héroe de la historia, el que viene a mitigar problemas.

Y para lograrlo debes conocer tu nicho de mercado, investigar sus miedos y motivaciones, su nivel de ingresos.

En pocas palabras, debes apoyarte en una buena investigación de tu buyer persona.

Conclusión

Las historias cautivadoras han captado la atención de la humanidad desde tiempos inmemorables, y en el caso de las marcas, utilizar el storytelling para conectar emocionalmente con el público requiere de una buena planificación.

Hemos hablado de 3 elementos de un buen storytelling ¿Piensas que existe otro igualmente importante?

Elementos de un buen storytelling: 3 datos indispensables
5 (100%) 1 vote

¡No olvides dejar tu comentario, valorar y compartir!

Eduardo Castro

Amante de las buenas lecturas y el constante aprendizaje, con predilección por temas de negocios y tecnología. Copywriting de Anton y especialista en Content Marketing.

Ver todos sus artículos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.