Imaginemos lo siguiente,un grupo de personas se encuentra en una isla desierta. Para poder sobrevivir, se debe buscar un enfoque que ayude a todos, la mejor forma de utilizar los recursos que encontremos. Algunos tienen muy buenas ideas, pero el grupo no llega a un común acuerdo. Entonces, uno de ellos tiene un gran idea, ¿por qué no tomar todas las opiniones y crear un solo equipo? Así deciden tomar lo mejor de cada plan para lograr su objetivo, sobrevivir, esto es el Whole-Team.

Esto mismo puede ser aplicado al testing, hoy día tenemos metodologías de trabajo que ayudan a disminuir el proceso de desarrollo de software. Pero, al mismo tiempo tenemos que algunos equipos se encuentran con objetivos diferentes, esto conlleva a que los recursos no sean implementados de la forma adecuada; dando como resultado un proceso deficiente de desarrollo.

¿Qué es el Whole-Team?

Es un método de trabajo basado en la colaboración constante de cada uno de los involucrados en el proceso; donde cada uno dé el mejor uso de sus herramientas y conocimientos para lograr sus objetivos.

Debemos tomar en cuenta que en un proceso whole-team, la calidad no solo depende del tester, está en la manos de todos. Los equipos no deberían tener barreras, no deberían tener micro-equipos, deben ser todos para uno. Los tester deberían poder lograr una comunicación directa y estrecha con los desarrolladores, analistas y todos los involucrados.

Aquí los tester deberían ampliar su conocimiento, conocer más a fondo las responsabilidades y herramientas de los desarrolladores al mismo tiempo. Así como los desarrolladores deberían ver a los tester como sus aliados, conocer más sobre el proceso de pruebas; con esto lograremos un uso más efectivo de las habilidades de cada uno, los tester no serán vistos como los enemigos del proceso o los que que detienen un pase a producción.

¿Quieres recibir nuestro contenido de agencia cada semana?

Algunas ideas para mantener esta colaboración:

  • Incluir a los desarrolladores en reuniones de planeación de un plan de pruebas.
  • Mantener un retroalimentación continua.
  • Hacer reuniones constante con todos (1 hora a la semana es una buena opción).

Los testers deben ampliar sus habilidades, utilizar técnicas de pruebas basadas en el cliente final, procesos que añadan valor a la empresa, ayuden a mitigar los riesgos y prevenir defectos, no enfocarse solo en GUI testing, ampliar los tipos de pruebas, pueden tomar como base un modelo de pruebas piramidal e ignorar la forma tradicional de pruebas.

Estos son algunos de los beneficios que podemos obtener:

  • Una relación de equipo más estrecha, lo que permite que la cooperación y el trabajo sea más efectivo.
  • Un proceso enfocado en la calidad final del producto.
  • Mejor uso de los recursos.

Al implementar el Whole-Team como método de trabajo, lograremos nuestro objetivo principal, mantener la experiencia del usuario, un cliente feliz.