Actualmente, miles de sitios web han sido víctimas del robo de sus códigos HTML. Provocando este hecho que se haga indispensable para los propietarios conocer cómo proteger el código fuente en los desarrollos web. Siendo esta opción, la mejor solución para evitar que un sitio digital sea clonado por personas fraudulentas en cuestión de minutos; incluso sin que quede evidencia a simple vista.

El único procedimiento existente y efectivo para evitar la clonación del código HTML, es mediante la ofuscación del mismo. Dicho proceso es comúnmente utilizado en una gran variedad de páginas digitales con el objetivo de evitar el hurto de la información e incluso de las imágenes. Siendo logrado mediante la deshabilitación del click derecho del mouse en la página web. Lo que restringe que una persona pueda seleccionar y copiar contenido de un sitio web; logrando así que queden totalmente protegidos.

Sin embargo, ningún método es completamente perfecto, solo existen diversas precauciones a seguir para evitar ser víctima del robo de contenido. Incluso, muchas de estas opciones solo aportan protección ante usuarios inexpertos que navegan por la web; pero para los más experimentados será mucho más sencillo conseguir robar los códigos HTML.

¿Qué es el código HTML en los desarrollos web?

El Lenguaje de Marcado de Hipertexto, comúnmente conocido como HTML, es un código que se usa para la creación de páginas web. Se conoce como un lenguaje de programación que no posee estructuras de control o funciones aritméticas. Por ende, el HTML solo cuenta con la posibilidad de generar páginas web estáticas; aunque, puede combinarse en conjunto con otros lenguajes de programación para la elaboración de páginas web más dinámicas.

Suele utilizarse para describir y organizar la estructura básica de una página web. Controlando cómo se mostrará el contenido, así como los enlaces que te direccionen a otras páginas o documentos. Se conoce como un lenguaje sumamente descriptivo; escrito en etiquetas para el diseño de la estructura de un sitio web. Donde se muestra el contenido correspondiente de la misma; compuesto por el texto, las imágenes, entre otros aspectos.

¿Quieres recibir nuestro contenido de agencia cada semana?

¿Cómo proteger el código fuente en los desarrollos web?

Como hemos mencionado anteriormente, no existe una forma completamente factible para ocultar el código HTML de una página web. Sin embargo, se cuenta con diferentes opciones para evitar que un usuario robe dicha fuente. A continuación te las mostramos:

Usa un código fuente de relleno

Bastará con anexar una gran cantidad de líneas en blanco antes del inicio del código para crear el efecto de que se encuentra vacío. Sin embargo, este truco se desmontará en el momento que el ladrón se mueva hacia abajo usando la barra de scroll.

Deshabilitar el click derecho en los desarrollos web

La manera más común en la que un usuario roba el código HTML, es haciendo click derecho en el sitio web y luego seleccionando la opción “Ver código fuente de la página”. Para evitar que esto ocurra solo se deberá bloquear el click derecho del sitio web; protegiendo así todo el contenido que exista en el mismo.

[serptrade]